Make your own free website on Tripod.com
fiebre amarilla
novedades
archivo
del 25 de marzo al 2 de mayo de 2002


logo   

Noticias del 25 de marzo al 2 de mayo de 2002


Los titulares anteriores


Jueves 2 de mayo

El Tigre le rugió en la oreja al enemigo

La primera conclusión que deja el clásico paceño de anoche es que fue un verdadero regalo para el trabajador en su día, porque The Strongest y Bolívar protagonizaron un estupendo partido, algo que no se veía hace bastante rato. Y la segunda es que el Tigre apeló a su garra, sobre todo, para ser el ganador (3-2) y cortar la larga racha de victorias de la academia.

Hay mucho por anotar de este clásico: que fue luchado, sobre todo; que tuvo un contenido futbolístico de alto nivel; que fue primero de The Strongest, después de Bolívar y al final, de nuevo, de The Strongest, lo que de por sí refleja cuán intenso resultó. Y, felizmente, el marco humano también fue espectacular. Por tanto, la fiesta fue completa.

Se impuso un Tigre que, a diferencia de su adversario, aunque tuvo menos argumentos futbolísticos, en cambio fue portador de más mística y actitud. Y si de ambición se trata, el amarillo y negro lo fue bastante más. El Bolívar de anoche fue el que estamos acostumbrados a ver, muy bien en lo colectivo; exhibió más solvencia en el primer tiempo y por eso ganaba; pero en el segundo, o quiso conservar la ventaja, que no era tranquilizadora, o se vio sobrepasado por un The Strongest que tiraba zarpazos mortales. Lo más seguro es que sucedió esto último.

El partido hay que dividirlo en tres partes: los primeros 20 minutos favorables al Tigre, con mucha llegada y pose ofensiva incesante. Ello fue premiado con un hermoso gol convertido por Cantero justamente a los 20 minutos, casi sin ángulo dio una media vuelta y le pegó un chanfle al balón que lo introdujo ante la impotencia de los celestes. La segunda parte del partido fue favorable a Bolívar. Herido como estaba, el equipo académico hizo que surgiera su mejor fútbol. Encontró, además, la ruta del gol, también con una notable obra, la de Sánchez, que le pegó a la pelota con alma y vida (desde unos treinta metros) y la mandó a dormir a la parte baja derecha de Geloz. A los 30 minutos fue el empate de la Academia y, como fue su promesa, el ex The Strongest no festejó. A los 47 minutos, Guiberguis aprovechó bien, se quitó de encima a Paz García y colocó la pelota donde no iba a llegar el golero. Bolívar había logrado, con mucho de su fútbol, dar vuelta el marcador y ponerse en ventaja, en justicia, hay que subrayarlo.

Falta la tercera parte del partido: fue todo el segundo tiempo, y con la balanza inclinada a favor de The Strongest, que le ganó a su tradicional rival en dos aspectos: en la tenencia del balón y en el temperamento con que afrontó la obligación para cambiar la historia del partido. Aragonés se jugó con un cambio, metió al camerunés Mbiakop y éste, en su primera acción, no le falló; ocasionó, en velocidad, que le cometieran falta penal, y a los 13 minutos Coelho le pegó a la pelota muy fuerte venciendo a Machado. 2-2.

Siguió siendo un lindo partido, de ida y de vuelta, de acciones sobre uno y otro arco; pero siempre con el Tigre más volcado hacia la zona de su rival, insistiendo, y por eso tuvo premio, cuando a los 29 minutos, Coelho, otra vez, decretó el tercer y definitivo tanto, un cabezazo ganándole a toda la defensa del archirrival tras un corner bien servido por Arteaga.

En el final pudo haber ocurrido que Bolívar empatara (The Strongest se quedó sin Cristaldo por expulsión, y después también sin Cantero), porque ocasiones no le faltaron, pero lo que no le alcanzó fue la actitud, en ese aspecto fue rebasado por el Tigre, que celebró una gran victoria en un estupendo partido, en un clásico de los que se recuerda por mucho tiempo.



Domingo 7 de abril

Gracias eternas Don Rafael

El Presidente Vitalicio de los atigrados no llegó a La Paz. Sus sentimientos fueron expresados mediante una carta que envió y fue leída por el ex jugador Max Ramírez. El llanto de Raúl Riveros, el popular Chupa, y las lágrimas de una de las vendedoras en el Complejo The Strongest de Achumani, son un par de muestras del profundo agradecimiento con que el club The Strongest rindió homenaje a Rafael Mendoza y paralelamente celebró sus 94 años de vida institucional.

El hincha número uno de los aurinegros se emocionó ante el pedido de la dirigencia gualdinegra reunida en Achumani para que haga escuchar el tradicional grito de guerra del equipo. El Chupa llenó su pulmón de aire y se escuchó: "Warikasaya k'alatakaya", la respuesta fue en coro: "Hurra, hurra". Las vendedoras del lugar manifestaron su agradecimiento por las obras realizadas por Don Rafo, situación que les permitió conseguir un trabajo y llevar el sustento diario a sus hogares.

Los niños de las diferentes categorías de la escuela de fútbol le dieron un matiz especial al acto, porque son la sangre nueva de la institución. Le dieron el toque de ternura a la soleada mañana que ayer tuvo La Paz. Nadie quiso perderse la celebración, incluso ex dirigentes del club dejaron de lado sus actividades personales para asistir a la ceremonia, ese fue el caso de Douglas Ascarrunz, quien a la conclusión se fue a cumplir con sus actividades políticas. También estuvo Sergio Asbún.

Javier Hinojosa, presidente del club, y la mayoría de los directivos de la entidad asistieron a la inauguración de la plaza que lleva el nombre de Rafael Mendoza, junto a ellos estuvieron los presidentes de Bolívar e Iberoamericana, Mauro Cuéllar y Ramiro Henry, respectivamente, a quienes se sumaron Eduardo Imbelloni, titular liguero, y Abraham Ovando, dirigente de la AFLP. El gran ausente fue Don Rafo, de quien se dijo se encuentra delicado de salud. Ninguno de sus hijos pudo llegar desde Cochabamba para recibir el homenaje. Se supo que Mendoza siguió la ceremonia en directo por la transmisión que efectuó la radio RTC de Cochabamba.

El sentimiento de Rafael Mendoza también fue escuchado por los aurinegros mediante una carta que envió y fue leída por el ex jugador Max Ramírez. En la misiva agradece el reconocimiento que se le hace en vida y destaca que todo fue hecho pensando en la juventud y el deporte nacional. Ramos de flores y plaquetas fueron parte de las muestras de gratitud de las personas y otras disciplinas deportivas, quienes a su turno tuvieron la oportunidad de manifestar sus sentimientos. La jornada fue aprovechada por muchas familias que se reunieron en la zona de Achumani. El monumento a Don Rafo está a la entrada del Complejo.


"Don Rafael está con nosotros en espíritu"

El presidente de The Strongest, Javier Hinojosa, destacó que el presidente vitalicio Rafael Mendoza está y estará con los atigrados en espíritu. El dirigente no pudo ocultar su emoción en el momento de referirse a uno de los dirigentes más trascendentales del club. La dirigencia atigrada expresó su solidaridad con la salud delicada del ex dirigente. "Festejamos los 94 años y lo hacemos recordando a Don Rafo, quien dio mucho por la institución. Ojalá Dios haga que se mejore pronto. Nosotros a la distancia le deseamos todos los parabienes", dijo el dirigente.

Los gualdinegros agregaron que es difícil manifestar la emoción que viven, pero consideran un reto mantenerse por la senda que les marcó Mendoza y seguir el trabajo por el bien del club. "Un acto así llena de emoción y nos obliga a continuar por el mismo camino, formando gente y trabajando en favor del deporte y nuestra institución", añadió. En criterio de los directivos, el siguiente paso es consolidar al Tigre como la entidad más grande de Bolivia, de lo que no están lejos por su infraestructura. El ex dirigente Sergio Asbún sostuvo que Mendoza nunca se alejó del club y que siempre colaboró de manera efectiva.

Tarea extraordinaria • Los vecinos de Achumani destacaron que la Alcaldía paceña cumplió con la petición que realizaron. La plaza ubicada en la calle 33 lleva el nombre del presidente vitalicio de los atigrados.

Un coro para los atigrados • En el salón de actos del Complejo se ubicó un coro de música. Los integrantes de éste adaptaron varias canciones para el Tigre, lo que dejó contentos a los hinchas.

Una hora de retraso • El ex dirigente del Tigre, Sergio Asbún, llegó a los festejos de The Strongest con una hora de retraso, se ubicó detrás de los dirigentes e ingresó al salón para compartir el brindis de honor.

Cobertura máxima • Periodistas de la mayoría de los medios de comunicación de La Paz se dieron cita en la ceremonia preparada por los stronguistas.



Lunes 1ro de abril

El Tigre mereció mejor suerte

En un campo de juego afectado por la lluvia, los rojos derrotaron a The Strongest por 1 a 0, pero terminaron pidiendo hora. La solvencia del defensor Neil Rivero en la zaga central y la velocidad de Cuéllar y Ruddy Galves, en la ofensiva, fueron las mejores cartas de presentación de Guabirá, al cual el Tigre le cedió el balón durante los primeros pasajes del cotejo para jugar al contragolpe.

A los 27 minutos Galves se proyectó por la derecha, anuló a su marcador y sirvió un perfecto centro a Cuéllar que definió sin marca ante Gustavo Geloz. Con el marcador a favor, el cuadro de Guabirá insistió y pudo ampliar tres minutos después.

El plantel paceño intentó reaccionar, el brasileño Alex se proyectó por la izquierda e inquietó a la defensa montereña. Sin embargo, no tuvo compañía en el sector ofensivo. El paraguayo José Cantero luchó todos los balones, pero su esfuerzo fue estéril. Así terminó el primer tiempo.

The Strongest hizo prácticamente suyo el partido en el segundo tiempo, acorraló a su rival y no lo dejó salir. El guardavallas Rojas evitó en tres ocasiones que su portería sea vencida. El guardameta reapareció en el fútbol, luego de que en el 2001 no jugó un solo cotejo en Oriente. El atacante Alex desperdició una inmejorable ocasión para anotar sobre los 35'. El recién ingresado Limberg Méndez tuvo otra oportunidad para convertir, pero su disparo fue rechazado por Rivero al tiro de esquina. Guabirá se defendió con todo y terminó el cotejo mirando el reloj.



Lunes 25 de marzo

El Tigre devoró al quirquincho

The Strongest se dio un festín ayer en Oruro. El Tigre jugó su mejor partido en lo que va del torneo y esta vez su víctima fue San José, un equipo siempre duro, y mucho más jugando en su casa. El 5 a 1 con el que acabó el lance jugado en el estadio Jesús Bermúdez ante más de 25 mil personas no es exagerado, porque el Tigre se movió a placer ante un Santo que no tuvo argumentos para contrarrestar la superioridad del rival y terminó cayendo impotente ante el planteamiento inteligente de los visitantes en el campo de juego.

Resaltaron la contundencia atigrada y la efectividad a la hora de definir. Los primeros minutos del encuentro fueron trabados, The Strongest dispuso dos líneas de marca definidas, la primera en el medio campo con Luis Cristaldo y Sergio Castillo, y la segunda en su línea de fondo. La figura de Cristaldo volvió a notarse en la tarea de contención, el mediocampista cumplió a cabalidad la misión encomendada de que el balón esté lo más lejos posible de su arco. Esa tarea dejó más tranquilos a Sandro Coelho y Alex da Rosa, que tuvieron total libertad de acción para sentar la supremacía del juego atigrado.

La sociedad brasileña dio sus frutos para poner en ventaja al Tigre. San José fue un tímido plantel. Si después del gol de la apertura se pensó que el Santo se iría con todo sobre el arco rival, sólo fue una presunción y cuando menos se esperaba llego al gol. El empate local fue un regalo del juez, Edgar Soliz, al equipo local que habia hecho muy poco para mercer emparejar el marcador. Cuando Carballo en su afán de despejar el balón resbaló y, al caer, el esférico fue a darle a la mano, el árbitro pitó penal y Ardaya cambió por gol.

Con el uno a uno acabó la primera fracción, resultado injusto porque si debía haber un ganador en esa fracción, debía ser el Tigre. En el complemento, The Strongest vio simplificado su trabajo porque en la primera jugada de la segunda parte estableció el desnivel. Jugada genial, como sucedió en toda la tarde, desborde por los laterales y centro para aprovechar la llegada de varios atigrados. The Strongest aprovechó el momento preciso para liquidar a su rival. El brasileño Alex fue autor de la tercera conquista, un precioso tanto de sombrerito, con la que posteriormente quedó abierto el arco a expensas de los santos que se resignaron a ver los goles de José Cantero a los 85 minutos y Sergio Pizarro a los 88. El local la sacó barata porque el marcador pudo haber sido mucho más abultado de no ser por el parante y unas cuantas opciones clarísimas de gol marradas por los aurinegros. Goleada de 5 a 1 con un fútbol simple, con seguridad en la marca y con efectividad a la hora de definir ante un rival que nunca halló el equilibrio para manejar el juego de acuerdo con sus intereses.

novedades

N
O
V
E
D
A
D
E
S

_____
H
I
S
T
O
R
I
A

_____
E
Q
U
I
P
O

_____
H
I
N
C
H
A
D
A

hinchada